lunes, 19 de agosto de 2013

BCB entregó Bs 565 millones del primer contrato para litio

La industrialización del salar de Uyuni avanza con el desembolso de créditos del Banco Central de Bolivia.

La Gerencia de Recursos Evaporíticos canaliza el quinto desembolso para cumplir el primer contrato.

El Banco Central de Bolivia (BCB) desembolsó desde 2011 hasta la fecha Bs 565,5 millones para la industrialización del salar de Uyuni, informó el ejecutivo de la Gerencia Nacional de Recursos Evaporíticos (GNRE), Luis Alberto Echazú.


Detalló que se realizan gestiones  para el quinto desembolso por Bs 235,5 millones para lograr un total de 801 millones de bolivianos del primer contrato.

“Los desembolsos del Banco Central suman hasta ahora 565,5 millones de bolivianos entre 2011 hasta la fecha, de ese monto hemos ejecutado 416,5 millones, un 73,6% del total”, informó Echazú.

Remarcó que el primer desembolso del BCB fue de 40 millones de bolivianos, el segundo de 97,4 millones, después 109,4 millones y el cuarto llegó a 318 millones.

El Gerente de Recursos Evaporíticos explicó que para ejecutar la fase dos de la industrialización del salar de Uyuni fue suscrito un contrato con el BCB por Bs 801 millones y otro por Bs 35 millones para la instalación de una planta piloto de baterías de ión litio.

El Gobierno presentó la estrategia para industrializar el salar de Uyuni en tres fases:

La fase I corresponde a la producción piloto de carbonato de litio y cloruro de potasio; en la fase II se ingresa a la producción industrial de las plantas piloto, y en la fase III está prevista la fabricación de materiales de cátodo, electrolitos y baterías de ion litio. Para el próximo año, Echazú manifestó que se concentrarán en la construcción de la planta de potasio, la licitación y diseño final de litio con sus respectivos servicios básicos, terraplén y transporte.

AVANCES FASE DOS


La Gerencia Nacional de Recursos Evaporíticos (GNRE) concluyó la construcción de seis piscinas industriales  de 122 hectáreas y ejecutó el 48% de su presupuesto asignado para el presente año.

“En global fueron concluidas seis piscinas de las más grandes, es decir que tenemos 122 hectáreas concluidas, equivalentes a 122 campos de fútbol”, declaró Echazú.

Enfatizó que se tienen dos piscinas de 30 hectáreas, dos piscinas de 15 y dos piscinas de 16 hectáreas.

Hasta ahora se tiene impermeabilizada una piscina, y en los próximos días se realizarán los trabajos de impermeabilización del resto.

Echazú dijo que las piscinas sirven para sacar el sulfato, otras para precipitar el sodio y precipitar el potasio.

La autoridad de Gobierno resaltó los importantes avances que se tienen en la fase dos  y tres con la construcción de obras civiles y laboratorios.

Con la puesta en operación de las plantas piloto de cloruro de potasio y de carbonato de litio, Bolivia arranca con la industrialización de los recursos evaporíticos del salar de Uyuni.

El Banco Central de Bolivia (BCB) juega un papel importante en la economía porque financia proyectos para industrializar los minerales, hidrocarburos y otras materias primas.

La Comibol, a través de la Gerencia Nacional de Recursos Evaporíticos, tiene la función de industrializar el salar de Uyuni para producir baterías de litio.

La Gerencia de Evaporíticos gestiona trámites para el quinto desembolso del BCB por Bs 235,5 millones.


Bs 801 millones se desembolsaron para cumplir con el primer contrato que firmó la Comibol con el BCB para industrializar el salar de Uyuni.

Bs 565 millones transfirió el Banco Central de Bolivia desde 2011 hasta la fecha en favor de la Comibol.

Cambio


0 comentarios:

Publicar un comentario