domingo, 25 de agosto de 2013

Piden al Gobierno pragmatismo en el tema del litio

Ante el reciente anuncio del Gobierno de que en un par de meses comenzará a implementar la planta piloto de litio de la mano de un consorcio surcoreano, el exministro de Minería, Dionisio Garzón, dijo que lo que se precisa es mayor pragmatismo en el tema y que el Gobierno más bien debería comprar la tecnología coreana para ahorrar tiempo.

La planta proyectada en La Palca, en la provincia Tomás Frías de Potosí, producirá materiales catódicos como el fosfato de hierro litiado y el óxido de manganeso litiado, que son los principales componentes de una batería, según informó el viernes, al matutino La Razón, el responsable de la Dirección de Electroquímica y Baterías de la Gerencia Nacional de Recursos Evaporíticos (GNRE), Herwing Borja.



El proyecto será llevado a cabo conjuntamente entre la GNRE y el consorcio surcoreano Posco-Kores, que se encargará de coordinar todas las actividades de la planta y el surcoreano Han Pil Lee, será el gerente técnico del denominado proyecto Planta Piloto de Materiales Catódicos.
Según la información oficial, el proyecto requerirá una inversión de 2,4 millones de dólares, de los cuales 1,2 millones serán aportados por la GNRE y los otros 1,2 millones por el consorcio Posco-Kores.
De acuerdo con el cronograma, está previsto desarrollar todas las tareas en un plazo de 18 meses, durante los cuales se realizará el diseño, la adquisición de equipos e insumos para la planta, el transporte a Bolivia, la capacitación al personal, la investigación y obtención de los materiales  catódicos, el análisis de los resultados, la evaluación y la elaboración de un estudio de prefactibilidad para la instalación de una planta industrial, según explicó Borja a La Razón.
La nota resalta que los productos que se obtengan en la planta piloto no serán comercializados aún puesto que esa parte corresponde a una siguiente fase que supone la construcción de un complejo industrial.

Al respecto, Garzón dijo que el Gobierno debería aprovechar el liderazgo de Posco-Kores en la investigación sobre la industrialización del litio y comprar su tecnología para ganar tiempo.
“Ellos (los surcoreanos) ya han desarrollado investigaciones y tienen la tecnología (para trabajar con la salmuera boliviana), sólo les falta adaptarse al material que hay (en Uyuni); pero esa tecnología tiene un costo, nadie nos la va a dar gratis. O seguimos un lento camino hacia la industrialización o somos pragmáticos y pedimos esa tecnología para mañana”, dijo.

Lo que aún no se conoce es si el Gobierno comprometió el pago de las patentes coreanas, pago comprometido en el acuerdo con Posco-Kores que data de 2012.

Semanas atrás, el experto en economía del litio, Juan Carlos Zuleta, explicó que, hace algún tiempo, el Gobierno entregó salmueras de Uyuni a varias potencias mundiales con fines de investigación. La única que respondió fue Corea del Sur, señalando que era posible producir cátodos de litio. Pero antes de informar su investigación patentó el descubrimiento y quiso cobrar por el estudio, el Gobierno habría rehusado el pago, lo que habría retrasado el proyecto.

ANTECEDENTES

• El acuerdo para implementar la planta de cátodos de litio fue firmado en 2012 con la empresa coreana Kores.

• En julio pasado, el gerente nacional de Recursos Evaporíticos, Luis Alberto Echazú, al explicar el retraso del proyecto, que debió estar listo para este año, señaló que los funcionarios estatales que revisan el acuerdo no entendían que no se trata de una planta para fabricación, sino de una planta para investigación.

Los Tiempos



0 comentarios:

Publicar un comentario